jueves, 11 de marzo de 2010

El Perro de los Faraones

Perro de los Faraones

Orígenes del Perro de los Faraones
Pinturas y representaciones encontradas en las tumbas de los antiguos egipcios revelan el asombroso parecido de estos perros con el Dios egipcio Anubis. Se cree que los ancestros del Perro de los Faraones fueron llevados a Malta por los comerciantes fenicios y que no llegaron a Gran Bretaña hasta la década de los 70.

Apariencia del Perro de los Faraones
De aspecto elegante y noble prestancia. Tiene la cabeza, el cráneo y el hocico alargados. El stop es muy ligero. Los ojos son pequeños, de color ámbar, ovalados y de expresión viva e inteligente. Las orejas son puntiagudas. El cuello largo, delgado y musculoso. El pecho es profundo. Las extremidades son largas y musculosas. La cola es larga y cuando está en movimiento la lleva alta y curvada.

Pelaje del Perro de los Faraones
Es corto, liso y brillante, y varía desde ser fino hasta casi áspero. El color es básicamente marrón o leonado con marcas blancas en las siguientes zonas: la punta de la cola, en el pecho, en los dedos y a veces es aceptable una mancha blanca en la línea mediana de la cara.

Tamaño del Perro de los Faraones
Alzada: machos 56-63,5 cm. y hembras 53-61 cm.
Peso: machos 20 kg.

Características y Temperamento del Perro de los Faraones
Es un perro ardiente y vivaz que caza sus presas con el olfato y la vista. Tiene un carácter afectuoso, juguetón y amigable. Debido a su escaso manto nunca se le debe exponer a la intemperie sin protección.

Fuente: Guía completa de Razas Caninas; Derek Hall

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada